Chica posa orgullosa con su título universitario en el banco donde vendía dulces

No todos tenemos las mismas posibilidades para llevar a cabo nuestros estudios. Sin embargo, Evelin Maxcim López Hipólito es prueba viviente de que cuando se tiene un objetivo, siempre se encuentra la manera de conseguirlo, independientemente de los obstáculos que nos pone la vida.

Ella acaba de recibir su título como ingeniero químico y la mejor manera de celebrarlo fue tomándose una fotografía justo en la banquita en la que vendía dulces para costear sus estudios. Su historia ya inspira a otros a seguir adelante.

Evelin proviene de una familia humilde, tanto su madre como su padre son taxistas y hay ocasiones en las que solo obtienen los recursos necesarios para sobrevivir el día. Por ello emprendió un pequeño negocio vendiendo dulces dentro de su universidad. De esta manera obtenía el dinero suficiente para pagar libros, materiales e inscripciones.

Luego de algunos años de esfuerzo, soportar las críticas de otros y demostrar toda su valentía ante la adversidad, Evelin concluyó sus estudios y recibió su título universitario. Para celebrar se tomó algunas fotografías en la misma banquita en la que se sentaba a vender dulces y compartió su hazaña en Facebook, sin imaginar que esta se haría viral.

La banca es como algo representativo, realmente mi negocio como tal era principalmente en los salones. Yo andaba con la maletita por toda la escuela, nunca tuve un lugar fijo para vender, pero a veces ahí era mi estación y se me acercaban a comprar dulces

Su publicación ha sido compartida más de 13 mil veces y, por supuesto, ha recibido comentarios de apoyo y con felicitaciones por su esfuerzo y dedicación.

Evelin espera que su historia sirva como inspiración a otros que atraviesan por una situación similar, que no se den por vencidos y que alcancen sus sueños sin importar lo gris que pueda parecer el camino a la meta.

Todos aquellos que están pasando por una situación difícil y que sienten que no van a lograr una meta, que le echen ganas, el camino nunca va a ser fácil. Las cosas fáciles no se disfrutan tanto como aquellas que te costaron.

Fuente: https://www.okchicas.com/