Por varias horas, el animal se queda mirando las embarcaciones con la esperanza de que vuelvan por él. Foto: imagen de referencia

Lucky es un perro de tres años rescatado del río Chao Phraya, en Tailandia. Desde un trágico accidente que tuvo hace algunas semanas, el animal espera todos los días en un muelle a que su dueño regrese en el barco que lo por la última vez.

Por varias horas, el animal se queda mirando las embarcaciones con la esperanza de un reencuentro. Sin embargo, para su infortunio, todos los días debe devolverse a su nuevo hogar en los suburbios de Bangkok.

Cuando Lucky nadaba desesperadamente en medio del río para evitar ahogarse, una mujer identificada como Piengkamol Kerdsomsri le salvó la vida. Al sacarlo del agua, lo llevó a su casa para adoptarlo.

Kerdsomsri llamó al perro Lucky, que significa ‘suerte’ en español. Según ella, muchas veces inspecciona los barcos que llegan a puerto con la esperanza de hallar al sujeto.

En una entrevista con un medio británico, la mujer aseguró que “estaba asustado cuando lo encontré y no deja que nadie lo toque o le dé comida”. Lo único que espera es la llegada de su propietario.

Además, dijo que verlo en esa situación le “rompe el corazón”, pues espera como un niño a que sus padres vuelvan por él.

Fuente: https://www.estrending.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *