En una zona residencial, un habitual minino de la calle comenzó a estar acompañado por un perrito que no era muy familiar para los vecinos. Con los días, notaron que había sido abandonado y que el gato intentaba protegerlo a toda costa.

El abandono de animales es una de las situaciones más tristes que muchos hemos tenido que presenciar. Son dejados en la calle, a su suerte y no saben sobrevivir a las adversidades que se presentan al estar solos, como el frío o la falta de comida. Pero siempre hay ángeles que llegan para cuidarlos, incluso si estos también son animales. 

Así es la historia de un gatito callejero que ha decidió ser el cuidador de un perrito recién abandonado por su familia, quien estaba muy triste y a la espera de que alguien regresara por él.

Kritter Klub

Todo esta situación ocurrió en Asia, a las afueras de un edificio de una zona residencial muy hogareña, donde comenzaron a ver la peculiar situación entre este gato y perro que se abrazaban y se acompañaban cada día.

A pesar de las creencias que dicen que los gatos y los perros no tienen la mejor de las relaciones, en momentos complicado todo eso se deja atrás cuando uno de ellos se siente indefenso ante el abandono. El perrito recibió el cálido abrazo de su nuevo amigo gato en medio de la calle. 

Kritter Klub

Los habitantes de este barrio, y sobre todo los que vivían en ese edificio, se dieron cuenta que este perrito no parecía llevar mucho tiempo viviendo en la calle. Fue allí cuando las mismas personas se dieron cuenta de dónde provenía el triste can.

Haciendo memoria, una de las personas que les llevaba comida cada día, se dio cuenta que solía vivir una pareja de adultos mayores que habían tenido que mudarse a un centro de cuidado especial en el que no los dejarían ingresar a su pequeño can. Entendió que el perrito alguna vez les perteneció y ahora que ellos no estaban, él había sido dejado a su suerte.

Kritter Klub

Si bien la cara de tristeza del perrito cada vez que una persona entraba al edificio era demasiado evidente ya que aún esperaba que vinieran por él, el pequeño gatito jamás le quitó los ojos de encima y dejó de cuidarlo en los momentos más duros. 

Kritter Klub

Rescate juntos

A pesar de que muchas personas los alimentaban y les daban abrigos para pasar sus noches en la calle, muchos vecinos estaban preocupados porque ambos quedarán para siempre en la calle. 

Kritter Klub

Por eso, entre todos, se pusieron en contacto con un centro de rescate para encontrar un refugio local que pudieran ayudar a ambos y darles una mejor vida.

Así, luego de varios intentos porque no fue fácil atraparlos debido a la desconfianza con los humanos, tanto el perrito como el gato lograron llegar al refugio para ser revisados por veterinarios, donde determinaron que estaban en buen estado de salud.

Actualmente estos preciosos animalitos pasaron a estar bajo la protección del refugio y buscan un hogar donde puedan estar juntos ya que entablaron una relación en la que es imposible separarlos.

Tras semanas en la calle, no solo el perrito abandonado tiene otra oportunidad si no que también el gato callejero encontrará una familia que lo quiera.

Fuente: http://www.upsocl.com/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *