Aunque parece mentira la soledad es capaz de ocasionar diferentes cambios en el cuerpo, pero todo depende de qué tan bien nos sentimos con esta situación

En algún momento de la vida la mayoría de nosotros ha pasado por un periodo de soledad. Cuando nos enfrentamos a esta situación muchas veces resulta complicado saber qué hacer. Lo que significa que puede llevarnos a un estado de autoaislamiento, insomnio, sobrealimentación y la simple convicción de que la soledad se convertirá en nuestro destino.

Si quieres saber cómo puede afectarte la soledad, aquí te explicamos:

Siempre tienes hambre

Todo esto puede ocasionar incidentes tanto a nivel físico como mental. En el subconsciente una de las formas más frecuentes de “mejorar” este tipo de sentimientos es con comida. Por eso un estudio publicado en la Psicologi Italia, se encargó de encontrar la relación entre la soledad y la hormona del hambre, llamada grelina, descubriendo que las personas consideras solitarias aumentan su producción.

Reaccionar ante los problemas, ansiedad o estrés con pizza, chocolate, dona es lo más común. Pero aunque esto puede hacerte sentir mejor por un periodo corto de tiempo, la realidad es que ocasiona cambios en el cuerpo, como por ejemplo: el aumento de peso, diabetes, entre otras enfermedades relacionadas al consumo excesivo de alimentos.

Aumentan las compras en línea

Las personas que sufren las consecuencias emocionales de la soledad, son quienes con frecuencia comprar más en Internet. Lo que ocurre por la necesidad de llenar el vacío espiritual con cosas materiales. Probablemente una persona no sea “adicta a las compras”, como solemos pensar, sino que se siente solo.

Te convences de que la soledad “es tu destino”

Si la ruptura apenas comienza esto es más común, ya que te parece que estás sola en el mundo y nunca volverás a sentir lo mismo por nadie. Lo mejor es comenzar a revisar este problema con un especialista. Recuerda que quizá hoy no tienes una pareja pero mañana todo puede cambiar.

Dedicas mucho tiempo a ver televisión

Otro indicio de una soledad no planificada es el deseo excesivo de pasar tiempo viendo televisión, para simplemente escapar de la realidad. Pasar mucho tiempo viendo series, puede sumergir a una persona en otro mundo soñado, donde vive una plena e interesante. Concentrar tu atención en el mundo real y en tu propia vida te hará sentir mucho mejor.

No tienes tiempo para ti

Es decir deja de buscar tiempo para otras cosas y comienza a enfocarte en ti y en lo que te haga falta. Aprovecha al máximo cada uno de tus días y evita los pensamientos negativos. Toma en cuenta que el tiempo que dedicas a ti es tan importante como cualquier otra labor.

Te cuesta salir de “la zona cómoda”

Dar el primer paso a algo nuevo siempre da miedo, pero mientras más te niegues a darlo, más aislada te sentirás. Aunque salir de la zona cómoda no es tarea fácil, si resulta muy interesante. Cuando haces cosas nuevas, te sientes una persona más fuerte y hasta poderosa. Pero si todavía piensa que por el momento se sientes mejor como estas, lo mejor es quedarse solo por un tiempo. Puede que pertenezcas a la categoría de personas que se sienten cómodas viviendo una vida solitaria.

Fuente: https://www.i24mujer.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *