El plan del gobierno de Donald Trump fue detenido por una corte de justicia estadounidense. Conseguimos salvar a los ositos navideños a solo un par de días del 24.

Es muy probable que la discusión por el cambio climática y sus terribles consecuencias, sea un tema por el que las generaciones futuras nos regañarán de una manera terrible. Todas las fuentes confiables, sean científicos, investigadores o activistas, señalan el potencial dañino que no hacernos cargo de este problema puede tener para la especie. Aun así, hay personas en el mundo, que prefieren seguir haciendo como que esto no existe y continuar con la explotación del medioambiente. El problema es que muchas de estas personas, también gozan de enormes poderes. 

Una de las noticias más tristes de los últimos meses, fue un anuncio del gobierno estadounidense de Donald Trump, en el que anunciaba planes para extraer petróleo nada menos que del Ártico.

@polarbear_dailyshow

Ya en el pasado, algunas personas de sangre fría habían comentado el potencial de recursos “sucios” (así se le llama a las fuentes de energía contaminantes y no renovables, como el carbón o el petróleo) que estaba abriendo el derretimiento de los polos. Pero solo Trump llevó a cabo un plan para comenzar a taladrar esos sectores en busca de petróleo.

Ambientalistas de todo el mundo reaccionaron con horror al escuchar esto. Con justa razón, señalaron que no solo se estará dañando terriblemente el medioambiente, sino que también habría un costo enorme para una especie que ya se encuentra amenazada: los osos polares. 

@polarbear_dailyshow

Dado a las duras condiciones de vida que tienen, así como a la contaminación de sus ambientes y la cacería, los osos polares han visto sus números disminuirse a velocidades aterradoras. Si no fuera por los esfuerzos de los conservacionistas, no habría osos polares para muchos años más. 

Por suerte, una corte de justicia puso fin a este proyecto:

“Me complace que el tribunal haya rechazado hoy el análisis inexacto y engañoso de la administración sobre el impacto de este proyecto en el clima. Ante el empeoramiento de la crisis climática, el gobierno federal no debería aprobar la explotación irresponsable de petróleo en el Ártico. El mundo no puede permitirse el lujo de desarrollar nuevas perspectivas petroleras en ningún lugar, pero especialmente en el Ártico, donde el calentamiento global ya se está cobrando un precio tan alto.”

–Jeremy Lieb, abogado de Earthjustice, para Biologicaldiversity.com
@polarbear_dailyshow

El plan hubiera involucrado la tenebrosa creación de una isla artificial en medio de las aguas del ártico. Teniendo en cuenta que esto es el hábitat de los osos polares, las consecuencias para ellos habrían sido desastrosas. 

Es una suerte que aun haya gente dispuesta a enfrentarse a los poderosos por cosas como esta.

Fuente: http://www.upsocl.com/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *