Cuando una mujer se enamora es detallista y amorosa con esa persona que considera especial, aunque en ocasiones, la otra parte se aprovecha de la situación y saca ventaja para obtener ciertos beneficios, entre ellos, económicos.

Tal vez te ha pasado que alguien te invita a salir y disfrutan de una buena cita, pero a la hora de irse, pone cualquier cantidad de pretextos para no pagar la cuenta; o que a tu novio le gusta recibir regalos, pero no te da ninguno. Hay señales que pueden ayudarte a detectar si estás con un hombre mantenido, pon mucha atención.

1. Siempre pagas tú

No está mal que los gastos de una cita o -en su caso- de un hogar se dividan en partes iguales entre la pareja, pero si el peso recae solamente en ti, piensa si quieres seguir derrochando tu dinero.

2. Das y no recibes

Tu pareja está lleno de detalles y regalos en su cumpleaños, aniversario o fecha especial, pero a ti no te regala nada, nunca.

3. Le consigues trabajo

Una relación es para que ambas partes pongan su granito de arena para apoyarse, pero hay quienes se aprovechan quejándose de que nunca tienen dinero. Tú, como buena novia, le ayudas a conseguir trabajo, pero no lo aprovecha.

4. Hay dinero para todo, menos para ti

A ti te dice que no tiene dinero ni para llevarte por un helado al parque, pero cuando se trata de salir de fiesta con amigos o comprarse algo, sí hay presupuesto.

5. Eres su banco personal

Cuando tiene un problema económico siempre recurre a ti, pero nunca intenta devolverte el dinero; aunque lo hagas de buena voluntad y no se lo pidas, no hace ni el mínimo intento para regresártelo.

6. Te manipula

Termina convenciéndote de que le prestes dinero, y si no lo haces, te culpa de sus problemas. Siempre se victimiza.

7. Se le olvida la cartera

Es verdad que en alguna ocasión puede ser que olvide su cartera y tengas que pagar tú, pero si la historia es la misma siempre y comienzas a sentirte incómoda, atiende la señal.

8. Es inestable emocionalmente

Este tipo de hombre tiene dos caras: un día es amable y tierno; otro se molesta y saca lo peor de sí mismo.

9. No es independiente

Siempre busca a quién echarle la culpa de sus problemas, sean personales y/o financieros.

10. Te causa estrés

Vives preocupada de tener un guardadito por si se le ofrece algo.

Fuente: https://www.okchicas.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *