Año a Año cuando se acercan las Fiestas comenzamos a tener pensamientos de cambio para enfrentar el año que está por llegar. Entre tantas cosas que prometemos lo hacemos con la gente que nos rodea como en nosotros mismos.

Pero, la realidad misma, el apuro con el que enfrentamos la diaria, nos aleja de las promesas que hicimos para nosotros, dando prioridad a la de los demás y a la subsistencia de un año mas o menos tranquilo.

Cuántas veces nos prometimos empezar con una rutina de gimnasio, bajar de peso, juntarnos con esas personas que hace tiempo no vemos, y así infinidad de temas que se diluyen en los 365 días que transitamos.

Tratemos de hacernos estas Siete Promesas, tratemos de mantenerlas y lograremos transitar un Año no solo tranquilo sino con gran felicidad y paz, por nuestros logros conseguidos a través de ellas.

1 – Supera el Pasado

El pasado es algo que nos acompañara por siempre, depende de nosotros y de como lo elaboremos para que nuestra vida sea realmente vivida plenamente. Lo que paso quedo atrás, recuerda lo que aprendiste de el, de los errores cometidos y de lo que modificaste en base a ellos. Aprovecha lo vivido para construir un futuro mejor. Deja de mirar para atrás.

2 – Acepta los Cambios

Cuando miras lo hecho, probablemente te darás cuenta que los cambios que realices en base a lo que te has equivocado serán mucho mas productivos. Tal vez el cambio sea terminar con relaciones no tan convenientes, o tal vez asumir desafíos que antes nunca imaginaste, pero hacer esos cambios les abrirán puertas mucho mas productivas.

3 – Sonríe a Diario

La sonrisa es considerada como sanadora. Cuanto mas sonrías, mejor te sentirás, aun en momentos difíciles, porque te ayudara a superarlos mucho mas rápido y con otras energías. Reducirás estrés, te ayudara en la interacción con otras personas. Seras mucho mas sano!!!

4 – Escucha a Tu Cuerpo y a Tu Mente

Tu cuerpo emite señales que debemos aprender a escuchar, no son tan difíciles de encontrar, pero debemos estar convencidos que esto es así. Si estas mas cansado de lo acostumbrado, o te sientes fatigado, con dolores repentinos que aparecen y desaparecen frecuentemente, estas frente a señales que tu cuerpo esta emitiendo. Este es el momento de analizar que esta pasando, bajar un poco tu ritmo habitual, hablar con un amigo o empezar a meditar.

5 – Vive tu propia vida

Sigue tu corazón, sigue tus proyectos, y deja de lado lo que los que te rodean eligen y te involucran. Realizar tareas, vacaciones o salidas y resoluciones conjuntas puede ser muy bueno, pero tal vez estas cosas resueltas en conjunto no son las que efectivamente tienes ganas de realizar. Bien, ahora analiza y empieza a hacer cosas que tu cuerpo y corazón te pidan.

6 – Las Relaciones van y vienen

Durante la vida conoces a gran cantidad de personas, pero no es lógico que te acompañen por siempre a tu lado. Cuando sos chico los compañeros son tu fuente de inspiración, pero en la Universidad ese grupo cambia y es reemplazado por otro tan importante como el primero y así en cada etapa. Pues las relaciones van y vienen y esto es normal. En cuanto al amor, deja relaciones nocivas y encara las nuevas que te den esa vida de privilegio que mereces. Manten los buenos recuerdos pero avanza y encuentra lo nuevo.

7 – Traspasa Limites

Sal del sendero trazado, cambia el camino y supera los limites que siempre te procuras tener. Vive tu vida a lo grande, descúbrete en lo nuevo y descubrirás partes ocultas inesperadas. Abre un poco tu mente y prolonga los limites preestablecidos. Conseguirás una vida extraordinaria.

Déjanos un comentario y cuéntanos si te harás estas promesas y las mantendrás.

Fuente: https://positivomundo.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *