Las personas más bellas con las que me he encontrado son aquellas que han conocido la derrota, conocido el sufrimiento, conocido la lucha, conocido la pérdida, y han encontrado su forma de salir de las profundidades.

Estas personas tienen una apreciación, una sensibilidad y una comprensión de la vida que nos llena de compasión, humildad, y una profunda inquietud amorosa. La gente bella no surge de la nada.

Autor: Elizabeth Kübler

Redacción: La Cafeína de sus ojos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *